Red Bull ha confirmado que el piloto suizo continuará como piloto reserva, tras siete años en el puesto.

Tras la confirmación de los pilotos titulares de Red Bull, Max Verstappen y Pierre Gasly, Buemi será el encargado de suplir la baja puntual de algunos de los dos pilotos.

Tras la salida del piloto suizo de Toro Rosso en 2011, el piloto de 30 años mezclará su labor como piloto de reserva con mundial de resistencia y la Formula E. La principal razón por la cual el piloto suizo ha sido elegido para este puesto es su gran experiencia en el automovilismo, que será fundamental para el desarrollo del coche para la siguiente temporada.

«Si hay algo que ayude a encontrar rendimiento en un equipo cuando entra en una nueva etapa de competición es la continuidad´´publica Red Bull en su página web oficial.
«No hay mejor fuente de experiencia y continuidad que nuestro piloto de test y reserva Sébastien Buemi, que en 2019 tendrá su noveno año como piloto de Red Bull Racing«, añaden.

Buemi ha ganado los dos campeonatos en los que ha participado, el mundial de resistencia y la Formula E. Sebastian se unió a Red Bull en 2008 tras ser subcampeón de la formula 3.

Buemi llegó a la familia de Red Bull en 2008 tras ser subcampeón de la Fórmula 3. En 2008 fue subcampeón de la GP2 asiática y sexto en GP2, lo que ayudó que Toro Rosso se fijara en él y lo fichara como piloto titular para el 2009.

No tuvo mucha fortuna en la Formula 1 por lo que tras su salida, el piloto suizo se ha centrado en las carreras de resistencia.

Uno de sus grandes hitos fue ganar las 24 horas de Le Mans en 2018 con Kazuki Nakajima y Fernando Alonso. Actualmente Buemi, junto con Nakajima y Alonso, lidera el Mundial de Resistencia a falta de tres citas para concluir el Campeonato.

Creado por Juan Luis González (@Juanlugm98)