El Adesal encara sin confianzas el partido ante el Puerto del Carmen y con la intención de salir de la zona de descenso.

El Adesal regresa a La Fuensanta para disputar el segundo partido de la fase por eludir el descenso a la División de Honor Plata. El sábado, a partir de las 20:00 horas, recibirá al Puerto del Carmen con la intención de sumar dos puntos que, en función a los resultados de la jornada, podrían sacarle fuera del descenso.

Pero para conseguirlo, la primera consigna de las jugadoras que dirige Rafael Moreno pasa por ganar el duelo ante el conjunto de Lanzarote, que se presenta con una tarjeta de visitas que dice que aún no ha conseguido puntuar en lo que va de temporada. Y, tal vez, ése ansia por desquitarse sea el mejor aval de la escuadra canaria, que tiene como figura sobresaliente a Topic.

Por su parte, el Adesal se presenta en su pista tras su espectacular actuación ante el Zuazo el pasado fin de semana, que le permite seguir dependiendo de sí mismo para conseguir el objetivo de la permanencia. Rafael Moreno dispone de toda la plantilla con la excepción de Fany Monros, quien a mediados de la semana tramitó su baja federativa para incorporarse al Oviedo, de la División de Honor Plata.

El equipo de La Fuensanta ha terminado de encajar piezas una vez que se han integrado Chelaru e Isic, quienes han conseguido que el bloque amplíe recursos tanto en defensa como en ataque. Ahora le queda la tarea de hacerse fuerte en casa, donde ha de asegurar los 8 puntos en litigio y, de paso, olvidar la secuencia final del partido ante el Salud. Así, sí estará en el camino correcto de la puerta de salida.

Declaraciones de Rafael Moreno

“El Carmen es un equipo que llega sin puntuar, pero que nos va a plantear mucha guerra. Cuando un equipo está así, le da igual la clasificación porque se ve lejos del objetivo y que lo único a lo que aspira es a hacer un buen partido. Es un equipo que ha peleado todos los partidos, pero al final se vienen abajo. Si nos descuidamos, lo pagaremos. Tenemos el máximo respeto a sus virtudes y vamos a tratar de minimizarlas. No queremos meter la pata”

“Para salvarnos, sabíamos que no teníamos que ir partido a partido. Nuestro pensamiento es el de dar un nivel de juego alto para ser el mejor. Entiendo que es una fase de ascenso y que hay que ser el mejor. Aún tenemos que mejorar todas las fases del juego. Y el equipo que juegue mejor al balonmano será el que se mantenga”