La escolta estadounidense Maddie Hutch debutará en un duelo decisivo.

El Dobuss Córdoba Basket afronta este sábado un encuentro clave en su futuro en la pista malagueña de El Palo, un partido que jugará a partir de las 17.00 horas en el polideportivo La Mosca. Tras las dos derrotas seguidas encajadas ante Estepona
y Unicaja B, las cordobesas no pueden permitirse más derrotas si no quieren ver comprometida su clasificación a los cuartos de final.

Los dos equipos no pueden estar más igualados, pues ambos han encajado cuatro derrotas hasta ahora. El Dobuss está por el momento por delante en la tercera plaza debido a que ha sumado nueve victorias, una más que su rival malacitano que ha jugado hasta el momento un partido menos que las cordobesas. En la primera vuelta venció por 59-64 El Palo en Córdoba, por lo que el Dobuss necesita vencer por seis puntos para llevarse el triunfo y el coeficiente particular. La escolta eslovaca Andrea Oravcova es la referente de un conjunto habituado a endurecer los partidos.

El Dobuss afrontará el partido con la baja de la alero Raquel Pérez, por una lesión en un dedo de un pie, y de la pívot Aurora Luque, de baja hasta el final de la temporada por una lesión en la rodilla, además de con la duda de la pívot húngara Sofía Licskai, por unos problemas musculares en los isquiotibiales. En el apartado positivo contará por primera vez con la escolta estadounidense Maddie Hutch, una vez que ha llegado a la Federación Andaluza su transfer internacional.

El técnico, Miguel Ángel Luque, ha dado su opinión sobre el encuentro:

-¿Cómo ve el partido?
Afrontamos una dura visita a Málaga contra un rival directo, El Palo Basket4Life, un equipo que está desarrollando un buen baloncesto y que se encuentra entre los gallitos de la competición. Es un grupo formado por jóvenes jugadoras de su
prolífica cantera, otras contrastadas con pasado en el Unicaja y con una foránea muy anotadora como es Andrea Oravcova. Forman todas un equipo muy peligroso que ya en la primera vuelta, tras una gran remontada, se llevó la victoria del colegio Cervantes, lo que dice mucho del equipo malagueño.

-¿Cómo ve ahora a su equipo?
En el último partido recobramos nuestra mejor versión defensiva, pero acusamos mucho las bajas en el apartado ofensivo, que es uno de los aspectos en los que hemos trabajado durante la semana. Sin bajar nuestra intensidad defensiva debemos mejorar el porcentaje de anotación desde el perímetro, así como el del tiro libre, si queremos tener opciones de victoria, y dominar el rebote para poder correr y anotar en transición, más aún contra un equipo que defiende muchos minutos en zona, puntos extras que se antojan fundamentales.