El coleccionista de récords

En mundo Nogomet también somos amantes del baloncesto, y es por ello que, a partir de hoy, cada semana os iremos desvelando secretos, curiosidades, historias y récords que esconde la mejor liga de baloncesto del mundo. Hoy para abrir boca, hablaremos del hombre récord por excelencia de la NBA, Wilt Chamberlain.

Hablar de récords en la NBA es hablar de Wilt Chamberlain, quien cuenta en su palmarés con 71 récords, alguno de ellos prácticamente insuperable en la actualidad. Nacido en Philadelphia (1936), con un físico inusual para la época (2,16 metros de altura) despuntó en su instituto primero y en la universidad de Kansas después, desde la cual se presentó a la lotería del draft en 1955. Escogido por los Philadelphia Warriors como una elección territorial (medida implantada por la NBA que permitía a un equipo reclamar a un jugador de una universidad local), tuvo que esperar los cuatro años de universidad para poder debutar en la liga, tal y como regían las normas de la NBA por aquel entonces. En su último año de universidad, Chamberlain decidió dejar el equipo para jugar con los Harleem Globbertroters por todo el mundo en sus partidos de exhibicion, en los que desempeñaba la posición de base, algo inusual para un jugador de tales dimensiones.



Cumplidos sus cuatro años de universidad, debutó en la NBA en la temporada 1959/60. En su primer año en la liga, Wilt promedió 37,6 puntos y 27 rebotes por partido, números inalcanzables para cualquier jugador en la NBA actual, y más siendo un novato. El impacto de Chamberlain fue bestial, logró que su equipo pasase de ser el peor equipo del curso anterior a liderar su división. Estos números le valieron para ser All Star y MVP en la noche de las estrellas, mejor novato del curso y MVP de la temporada. El único lunar en su primer año en la mejor liga del mundo fue no poder llegar a las finales por el anillo, pues Bill Russel y sus Celtics le apearon de la lucha por el título en las finales de conferencia.

Pero no es por su primer año, ni por sus cuatro galardones de mejor jugador de la temporada o sus siete años liderando la NBA en anotación a lo que debe gran parte de su fama. Si por algo es conocido Chamberlain es por lo acontecido la noche del 2 de marzo de 1962 en el Hersheypark Arena de Pennsylvania en el choque que enfrentó a los New York Knicks con los Philadelphia Warriors de Wilt. Esa noche, de la que no se conservan imágenes, Wilt se fue hasta los 100 puntos, registrando una marca histórica y prácticamente insuperable. Además del tope anotador, durante el choque Chamberlain también logro varios hitos más, como el de mayor anotación en una parte (59 puntos convirtió en la segunda parte), mayor número de tiros de campo intentados y anotados en un partido (36 de 63 fue su rango de tiro aquella noche) y en una parte (22 de 37 en el segundo periodo) y el de más tiros libres anotados por un jugador hasta la fecha (28 de 32).


En esa misma campaña, logró los máximos promedios de un jugador en cuanto anotación se refiere, alcanzando los 50,4 puntos por partido, a los que sumó y 25,7 capturas por encuentro, números que no le valieron para hacerse con el trofeo de mejor jugador de la temporada, algo impensable en la NBA moderna. El galardón fue a parar a manos del otro gran pívot de la época, Bill Russel, quien también privó a Chamberlain de haber logrado más de un anillo de campeón.

Chamberlain cambió la historia de la NBA gracias a su superioridad física y su talento, batiendo todos los récords de anotación y rebotes, estableciendo unas marcas difícilmente alcanzables. Líder histórico en rebotes totales (23.924) y rebotes por partido (22,9), tiros de campo intentados y anotados en una campaña, el único con más de 4000 puntos en una sola temporada (4.029 puntos totales en la 1961/62), jugador con más triples dobles consecutivos, once temporadas seguidas liderando la liga en rebotes, jugador con más partidos de 60, 50, 40, 30 y 20 puntos…En resumidas cuentas, Wilt Chamberlain fue un jugador único e irrepetible, imparable para casi todos sus adversarios.

Tras su retirada se convirtió en un hombre de negocios, e incluso tuvo un papel secundario en la película “Conan el destructor”. Fuera de las canchas Chamberlain siempre tuvo fama de mujeriego, llegando a decir en varias ocasiones que a lo largo de su vida estuvo con alrededor de 20.000 mujeres, con las que ni se comprometió ni tuvo descendencia ¿Infló las estadísticas WIlt? Lástima que nos dejara la madrugada del 12 de octubre de 1999 a sus 63 años y con solo dos anillos de campeón en su haber.


Pablo Gasca Iso.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.